¿Ya no solo jugamos?

Escrito por el mayo 22, 2020

Desde hace un par de años algunas consultoras de información ya auguraban que el consumo de video en plataformas de streaming y de videojuegos marcaría cada vez más nuestro día a día, hoy, las marcas y personas que consolidan su imagen deben centrar su comunicación en contenido de calidad que los haga parecer abiertos y cercanos a las audiencias que los observan. 

Un estudio realizado por Google el 2019 afirmó que el 70% de los televidentes globales miran contenido según lo que dicta su estado de ánimo, esto apunta a que el papel del video es cada vez más personal en nuestra vida diaria. Y dado que nuestro estado de ánimo cambia, se deduce que nuestras razones para mirar también. 

La situación actual no ha hecho más que acelerar estos comportamientos, con tanto tiempo “libre” en casa y con la disponibilidad de tantos dispositivos, buscamos contenidos que nos permitan tanto entretenernos como hacernos descubrir nuevos gustos y habilidades. 

Personas de todo el mundo confían cada vez en el video para algo más que solo entretenerse, de ese 70% que mencionamos arriba, una buena proporción dice que no sabrían qué hacer sin el video. Con nuevas formas de entretenimiento las personas esperan vivir experiencias innovadoras, ya que dan más valor al contenido que se relaciona con sus intereses y pasiones personales. 

Puede que esto parezca bastante técnico, pero si algo me llama mucho la atención es la evolución de contenidos que hemos visto en cuestión de tres meses. 

En un pasado cercano seguramente no habríamos pensado que un artista lanzaría un fragmento de su nueva canción en Tik Tok como lo hizo Drake hace unas semanas y mucho menos que podríamos ver un concierto dentro de un videojuego como lo hizo Travis Scott el pasado 27 de abril. 

Travis Scott lanzó ASTROWORLD en 2018, el año pasado compartió el sencillo Highest in the room y el proyecto Cactus Jack JACKBOYS.

Este año, Travis Scott ha tenido apariciones en Coachella y Rolling Loud pospuesto debido a covid-19. Aun así, ha compartido un nuevo video Out West. También colaboró ​​con NAV y Gunna en Turks y Migos y Young Thug en Give no fxcks.

¿Sin la situación sanitaria actual habría alcanzado los resultados que alcanzó? ¿Es una buena estrategia para consolidar la imagen del artista en un público joven? ¿Hizo el suficiente ruido como para no quedarse solo con la audiencia joven?

Porque recordemos también que una de las mentes detrás del videojuego es la psicóloga y directora en desarrollo de experiencia de usuario (UX) Celia Hodent, quien gracias a su experiencia en videojuegos como Star Wars: 1313 y Star Wars: First Assault y en materia de neurociencias, ha catapultado a este universo de Epic Games a otros niveles de consumo.    

Lo que es un hecho es que una estrategia de comunicación de semejante tamaño y con la alianza de un grande como Fornite, esto no fue pensado en cuestión de esos tres meses, seguramente las mentes detrás de Scott y el videojuego venían planeándolo desde mediados del 2019, aunque no hay datos de ello y es mera intuición mía. 

Cuando Epic Games anunció una serie de conciertos de Travis Scott en Fornite, la expectativa de la comunidad crecía como la espuma. ¿El motivo? Millones de usuarios en confinamiento con mucho tiempo disponible o lo que un estratega en comunicación llamaría “audiencia cautiva”, para disfrutar el evento de inicio a fin sin interrupciones. Eso y que la compañía estableció horarios por región para reunir a más jugadores. 

La aparición del rapero fue un éxito absoluto, en su primer concierto reunió a 12,3 millones de espectadores, un número brutal. Sería complejo comparar la cifra puesto que es la primera vez que se da un fenómeno de este tipo. 

El propio Fornite acumulo 10,7 millones de jugadores en el concierto de Marshmello celebrado en febrero de 2019, pero su récord quedó sepultado el mes de abril del 2020. La compañía compartió cifras por una una participación de 27,7 millones de jugadores únicos en todos los conciertos de Travis. 

Travis Scott lanzó ASTROWORLD en 2018, el año pasado compartió el sencillo Highest in the room y el proyecto Cactus Jack JACKBOYS.

Astronomical fue reproducido un total de 45,8 millones de veces. ¿Aún seguimos dudando del poder de la herramienta del video? Pese que a otros battle royale como Call of duty: Warzone continúan creciendo exponencialmente aún están lejos de hacer eventos del nivel que nos ofreció Fornite. 

Tanto el rapero como el videojuego fueron tendencia en Twitter en diferentes países del mundo, incluyendo a México y España. 

Cada jugador seguro esperaba ver a Travis a una escala normal como cualquier experiencia en un concierto cara a cara, pero si algo tienen que enseñarnos tanto las plataformas de videojuegos como las de streaming es que hay que aprovecharlas al máximo. 

El estudio de Carolina del Norte nos tenía preparado un espectáculo visual a lo grande. Del cielo una enorme estructura llena de efectos luminosos surgió y en ese momento el rapero apareció en pocos segundos como un ser gigante, convirtiendo el mapa en su escenario. 

La figura pública se hizo omnipresente, de tal forma que no pasara desapercibido por ningún jugador. 

Independientemente de si te gusta o no la música del cantante, resulta casi imposible no haberse enterado del evento y hasta no haberlo visto, aunque sea por mera curiosidad. 

Hay que reconocer que el videojuego ofreció una experiencia nunca antes vista y que no solo se quedó en su plataforma, sino que volcó otras como YouTube y Twitch, por no hablar de sus réplicas en Facebook y Twitter. Un gran acierto para la alianza entre el músico y la compañía de videojuegos.  

¿Qué lecciones nos dejan eventos como este?

  • Como consumidores de contenido somos cada vez más exigentes y ávidos a la hora de mirar algún video y dedicarle nuestra atención. 
  • Las artistas están encontrando nuevas formas para aliarse, captando a nuevos seguidores. 
  • Una estrategia bien ejecutada puede estar hoy más que nunca en boca de todos. 
  • La situación sanitaria nos está demostrando que la forma en la que vivíamos ya no es la misma de hace tres meses, ni los videos que vemos, ni la forma en la que ocupamos nuestro tiempo, ni cómo escuchamos música o descubrimos un nuevo artista. Hasta antes de esto la única forma medianamente aceptable en la que un artista podía darse a conocer ante otra audiencia era cantando a dúo con otra banda o artista. Hoy eso ha quedado en el pasado. 

Por ahora, Fornite sigue presentando eventos con otros artistas como Dillon Francis, deadmau5, Diplo y Steve Aoki. 

Cuéntanos en nuestras redes qué piensas de estas transmisiones ¿Crees que sustituirán a las que conocíamos antes de la pandemia o que solo llegaron para complementarlas?


RHUTV

Current track
TITLE
ARTIST